A - I n f o s
a multi-lingual news service by, for, and about anarchists **

News in all languages
Last 40 posts (Homepage) Last two weeks' posts

The last 100 posts, according to language
Castellano_ Deutsch_ Nederlands_ English_ Français_ Italiano_ Polski_ Português_ Russkyi_ Suomi_ Svenska_ Trk�_ The.Supplement

The First Few Lines of The Last 10 posts in:
Castellano_ Deutsch_ Nederlands_ English_ Français_ Italiano_ Polski_ Português_ Russkyi_ Suomi_ Svenska_ Trk�
First few lines of all posts of last 24 hours || of past 30 days | of 2002 | of 2003 | of 2004 | of 2005 | of 2006 | of 2007 | of 2008 | of 2009

Syndication Of A-Infos - including RDF | How to Syndicate A-Infos
Subscribe to the a-infos newsgroups
{Info on A-Infos}

(ca) [Colombia] Boletín Organización #13

Date Sun, 18 Jul 2010 09:01:13 +0200


"De la independencia a la emancipación"
Ya conocemos el poder de la palabra, pero ¿y si no nos dejan hablar? No siempre las
palabras se hacen necesarias para expresar la mayor felicidad o la más terrible de
las amarguras. En ocasiones un simple suspiro o tan sólo una mirada bastan para
percatarnos del estado de una persona o del devenir de un pueblo. Y ahora nos damos
cuenta de que a pesar de no tener muchas vías masivas de expresión, a pesar de que
nuestros alaridos de dolor provocados por la miseria, la explotación y la represión,
están siendo silenciados y camuflados, salta a la vista que nuestra realidad está
muy lejos de ser el paradisiaco cuento de hadas que nos vende ese ridículo slogan
"Colombia es pasión". Sería risible y hasta tosco pretender comparar nuestra
realidad con aquella que a menudo nos está presentando la pantalla chica. Tremenda
ingenuidad suponer que somos simplemente una atalaya o que un sombrero vueltiado
suple las necesidades básicas de toda una nación.

Si bien es cierto que nuestra riqueza cultural es envidiable, es innegable que ésta
nos la están robado, y está siendo arrojada a un mercado que, poco o nada, deja a
sus merecedores, al pueblo. Desde siempre se ha visto que nuestra nación, la
latinoamericana, ha sido ultrajada y explotada tanto en recursos naturales como en
territorios, y en mano de obra entre otros. No sólo nos han empujado a un
capitalismo que nunca pedimos, sino que nos hemos convertido en víctimas de un
sangriento despojo que hoy, en medio del bicentenario de independencia, parece
recrudecerse cada vez más gracias a las dinámicas neoliberales que nos absorben de
continuo. Nos estamos desangrando.

Y ahora el peligro, después de varios siglos de hemorragia, es que nos quedemos sin
sangre, y es preciso hacernos escuchar y lanzar un grito combativo que se escuche y
retumbe, para poder culminar aquella independencia inconclusa que sin lugar a dudas
clama por ser concretada.

A lo largo de la historia latinoamericana se han desatado grandes contiendas por la
búsqueda de la emancipación y de una satisfacción plena de las necesidades
económicas, sociales, culturales y políticas de cada uno de los pueblos. Este campo
de batalla da razón de la influencia política internacional en las naciones
latinoamericanas.

La sed de la oligarquía por continuar con dinámicas capitalistas - ahora
neoliberales-, ha sido el motor para que los pueblos se levanten para garantizar su
vida y su bienestar.

Hoy día debemos asumir y entender que es gracias a los movimientos sociales y
políticos que claman por independencia, autonomía y libertad que podemos seguir
luchando por nuestra libertad. Más que detenernos a contar la historia de Colombia y
de Latinoamérica, vasta tan sólo con echar un vistazo a los barrios bogotanos,
antioqueños, costeños, entre otros para alucinar con la miseria, el conformismo de
la población explotada y abusada. Por eso es urgente seguir levantándonos, celebrar
los 518 de la resistencia y los 200 años de la lucha de nuestros pueblos para pasar
de nuestra independencia a nuestra necesaria emancipación.

*********************

Juventud y despojo

El despojo es una estrategia sistemática usada por la clase hegemónica para
apropiarse de las riquezas de la población, utilizándolas para la acumulación de
capital y, por ende, para su estabilidad. Esta estrategia se basa en la
mercantilización del cuerpo y de la vida de las personas que no pertenecen a dicha
clase hegemónica, y también de la apropiación de su territorio. En Bogotá el despojo
se vivencia, entre otros, en el macroproyecto de ciudad-región, pues éste utiliza
una serie de tácticas que nos despojan de las riquezas materiales e inmateriales de
nuestro territorio, porque estas riquezas en manos del pueblo son un problema para
el capital y, por eso, los de arriba se dedican a despojar y causan que el
individualismo, la competencia y la alienación existan como comportamientos comunes
entre nosotras y nosotros. Así este territorio se encuentra en una disputa constante
entre proyectos de vida totalmente distintos y contrapuestos. El plan ciudad-región
somete a los habitantes de exislos territorios poseedores de riquezas y, por tanto,
niega sus posibles relaciones de emancipación.

Los planes de ordenamiento territorial como el Plan Centro y el Plan Aeropuerto
buscan precarizar la vida de las personas de los barrios populares despojándolas de
sus territorios, en especial de sus lugares de diálogo, generando rupturas entre la
misma población. Ejemplo de esto son los grandes edificios y centros comerciales que
son espacios segregadores y no dejan al pueblo entablar relaciones que antes eran
suyas en espacios como las calles, los parques, etc. Esto, para la juventud
de dichos barrios, se traduce en la estigmatización creciente de sus prácticas de
colectividad, definiéndolas como pandillas y vandalismo, generando así miedo hacia
la organización juvenil. Los espacios que le han pertenecido a la juventud han sido
despojados y asimismo sus prácticas han sido cambiadas. El capital ofrece sólo un
proyecto para la juventud: ser consumidora de sus mercancías y hacer parte del ciclo
capitalista.

Los espacios que han sido contraculturales, como los campeonatos de barrio, toques
o, en general, espacios que existen para pensar como jóvenes nuestra situación de
desocupación, desempleo, imposibilidad de estudio (que demuestran el despojo en
distintos ámbitos), son funcionalizados, puestos en la dinámica de la competencia y
el consumo, creando una identidad frágil y abstracta que no permite entender a la
juventud en su materialidad, con sus propias problemáticas y dinámicas. En ese
sentido los planes de ordenamiento territorial van acompañados de una militarización
de la vida y los territorios juveniles.

En los barrios populares podemos ver cómo la juventud es atacada simultáneamente por
la policía, el ejército y los paramilitares que imponen toques de queda, requisas,
reclutamiento y una educación guerrerista, que ahora es reafirmada con las bases
gringas. De esta forma, se aprovechan de las condiciones precarias de la juventud,
que ellos mismos han creado, para impedir la colectividad, la conciencia crítica y
la rebeldía juvenil.


Organización N.13 - 20.07.2010
Boletín de la Red Libertaria Popular Mateo Kramer
http://www.redlibertariapmk.org
redlibertariapmk at yahoo dot com


[Remitente: "Red Libertaria Popular Mateo Kramer" <redlibertariapmk -A- yahoo.com>]
_______________________________________
AGENCIA DE NOTICIAS A-INFOS
De, Por y Para Anarquistas
Para enviar artículos en castellano escribir a: A-infos-ca@ainfos.ca
Para suscribirse/desuscribirse: http://ainfos.ca/cgi-bin/mailman/listinfo/a-infos-ca
Archivo: http://www.ainfos.ca/ca


A-Infos Information Center