A - I n f o s

a multi-lingual news service by, for, and about anarchists **
News in all languages
Last 30 posts (Homepage) Last two weeks' posts Our archives of old posts

The last 100 posts, according to language
Greek_ 中文 Chinese_ Castellano_ Catalan_ Deutsch_ Nederlands_ English_ Français_ Italiano_ Polski_ Português_ Russkyi_ Suomi_ Svenska_ Türkçe_ The.Supplement

The First Few Lines of The Last 10 posts in:
Castellano_ Deutsch_ Nederlands_ English_ Français_ Italiano_ Polski_ Português_ Russkyi_ Suomi_ Svenska_ Türkçe_
First few lines of all posts of last 24 hours

Links to indexes of first few lines of all posts of past 30 days | of 2002 | of 2003 | of 2004 | of 2005 | of 2006 | of 2007 | of 2008 | of 2009 | of 2010 | of 2011 | of 2012 | of 2013

Syndication Of A-Infos - including RDF - How to Syndicate A-Infos
Subscribe to the a-infos newsgroups

(ca) [AIT] Primero de Mayo de 2013: ¡La emancipación de los Trabajadores debe ser tarea de la propia Clase Trabajadora!

Date Sat, 27 Apr 2013 20:42:51 +0200


Primero de Mayo de 2013: ¡La emancipación de los Trabajadores debe ser
tarea de la propia Clase Trabajadora! -- El origen del Primero de Mayo
data del 1 de mayo de 1886 en Estados Unidos, cuando se lanzó una
huelga en apoyo de la jornada laboral de 8 horas. Durante esta campaña
explotaron una bomba en una manifestación en Chicago y la policía
arrestó a una serie de anarquistas que habían destacado en la lucha
por la jornada de 8 horas. -- Los hombres detenidos eran claramente
inocentes, pero cuatro fueron ejecutados por el estado mientras otro
murió en su celda, dijeron que se suicidó. La ejecución de los cuatro
hombres, que llegaron a ser conocidos como los Mártires de Haymarket,
fue la chispa que encendió la protesta de la clase trabajadora por
todo el mundo y que llevó a que el Primero de Mayo fuera declarado el
día internacional de los trabajadores en conmemoración del sacrificio
de los cuatro hombres asesinados.

Este Primero de Mayo no nos limitamos a recordar el sacrificio de los
Mártires de Haymarket sino también a celebrar el Internacionalismo del
primer movimiento obrero que condujo a las protestas masivas contra la
ejecución de los cuatro hombres. El mensaje del Primero de Mayo es que
el Capitalismo es un sistema mundial que ha sido combatido por la
clase obrera internacional. Y que la lucha de la clase trabajadora
debe traspasar las fronteras nacionales y confrontar al enemigo
capitalista directamente y a escala internacional.

Y mientras nos acercamos a este Primero de Mayo, la necesidad de
acción coordinada internacional de la clase trabajadora contra el
capitalismo nunca fue mayor. El Capitalismo, como sistema global,
sigue siendo presa de la crisis que está tratando de superar a base de
atacar a la clase obrera. Los gobiernos de un país tras otro están
rebajando los salarios y las condiciones de trabajo y echando gente al
paro en un intento de impulsar al enfermo sistema capitalista. La
regla capitalista es “expandirse o morir” y la crisis se usa como
pretexto para desmontar los servicios públicos. De hecho, ésta es una
expansión para abrir mercados y capital a las corporaciones privadas.

La seguridad en el empleo se está convirtiendo rápidamente en un
recuerdo lejano ya que cada vez un mayor número de trabajadores se ven
forzados a aceptar contratos de trabajo a tiempo parcial, temporales y
flexibles. Esto ha llevado y está llevando a un creciente número de
trabajadores a tener que existir en un estado de inseguridad
permanente bajo el cual la vida queda reducida a una lucha constante
por conseguir empleo suficiente para sobrevivir. El sistema
capitalista globalizado está produciendo un ejército mundial de
trabajadores de reserva que pueden ser contratados y despedidos a
voluntad para cumplir con las demandas en constante cambio de los cada
vez más flexibles métodos de producción capitalista.

Ante esta embestida capitalista, los sindicatos reformistas han
demostrado ser impotentes: dependen de la ayuda legislativa y de los
subsidios de aquellos que continúan con los ataques, así que deben
rendirse o luchar. Si llegan a movilizarse están destinados a
fracasar, ya que no están construidos para contra-atacar en amplios
frentes ni para contar con sus propias fuerzas. De esta forma los
sindicatos se convierten en instituciones de servicios y en otra carga
sobre las espaldas de los trabajadores, no en herramientas libres para
la auto-actividad y la emancipación.

Por todo el mundo este mito socialdemócrata del contrato social se ve
abocado a una rápida bancarrota frente a los siempre en alza ataques
capitalistas. En Europa, los capitalistas y sus estados están atacando
a los trabajadores y desmantelando el llamado estado del bienestar.
Chipre es solamente el último de un creciente número de países de la
UE en implementar medidas diseñadas para hacer que los trabajadores
paguen por la soberbia de los banqueros y la inestabilidad inherente
al sistema capitalista.

En China, India, Brasil y a lo largo del mundo en desarrollo, se ha
puesto en marcha un proceso de rápida industrialización que está
arruinando las vidas de millones de trabajadores y a la vez
enriqueciendo más a una pequeña élite. En Asia y África la mayoría aún
se enfrenta a una vida de abyecta pobreza bajo la cual millones de
trabajadores mueren de hambre y enfermedades que se pueden prevenir.

Las ideas y métodos socialdemócratas no ofrecen solución y ha llegado
el momento de abandonar la idea de intentar calmar al capitalismo y
de, por el contrario, comenzar a enfrentarlo. Para hacer esto
nosotros, como trabajadores, debemos actuar a nivel internacional y
según nuestras propias fuerzas, por medio de organizaciones que sean
gobernadas por nosotros mismos y no por “funcionarios” liberados.

Tales organizaciones no practican la colaboración de clase y se niegan
a recibir subsidios económicos de los capitalistas y del estado. El
Anarcosindicalismo está a favor de la acción directa, la ayuda mutua y
la solidaridad entre los trabajadores. El objetivo inmediato del
anarcosindicalismo es confrontar al capitalismo y al estado para
lograr conquistas para los trabajadores; nuestro objetivo último es
destruir el capitalismo y sustituirlo por una sociedad basada en el
comunismo libertario.

La AIT es dueña de una orgullosa tradición de internacionalismo
obrero. La AIT fue (re)fundada en un Congreso celebrado en Berlín
entre el 25 de diciembre de 1922 y el 2 de enero de 1923, por tanto,
2013 marca el 90 aniversario de este Congreso. La AIT nació en un
momento en que el capitalismo había pasado por un largo periodo de
globalización. Entonces, como ahora, el capitalismo utilizó las
fuerzas de la globalización contra los trabajadores.

En el Congreso de Berlín de la AIT en 1922, participaron sindicatos
anarcosindicalistas de 10 países representando entre uno y dos
millones de trabajadores. En los últimos pocos años, el
anarcosindicalismo se ha extendido por todo el mundo. Ante la amenaza
del fascismo, creció un anarcosindicalismo comprometido en un amargo
conflicto contra el fascismo para intentar destruirlo. No obstante, el
fascismo y el totalitarismo bolchevique del “comunismo” de estado
aplastaron el movimiento y la AIT salió muy debilitada de la Segunda
Guerra Mundial.

Los últimos 30 años, no obstante, han visto crecer la influencia de la
AIT hasta el punto en que ahora contamos con 13 Secciones y tanto como
ha crecido la AIT lo ha hecho nuestra capacidad para organizar
acciones internacionales coordinadas. La AIT es hoy en día la única
organización obrera revolucionaria capaz de organizar acciones
internacionales de forma regular y sostenida.

En estos días previos al Primero de Mayo de este año, la AIT lanza
tres Jornadas de Acción, el 29 y 30 de abril y el 1 de mayo, contra
las Medidas Capitalistas de Austeridad, la Explotación y la Opresión.
Las Secciones de la AIT organizarán acciones enfocadas en
temas/conflictos laborales etc. a nivel Global, Regional y Local como
parte de la campaña internacional coordinada por la AIT.

Con la convocatoria de éstas y otras Jornadas Internacionales de
Acción y de las incontables Acciones Urgentes de Solidaridad, la AIT
quiere demostrar que el movimiento obrero no tiene país y que somos
capaces de vencer las fuerzas menores de nacionalismo que busca
dividirnos y cegarnos frente al verdadero mal que es el Capitalismo.

¡La emancipación de los trabajadores debe ser tarea de la propia Clase Obrera!

¡Viva la AIT y el Anarcosindicalismo!


Oslo, 24 de abril de 2013

Secretariado de la AIT

www.iwa-ait.org
_______________________________________
AGENCIA DE NOTICIAS A-INFOS
De, Por y Para Anarquistas
Para enviar artículos en castellano escribir a: A-infos-ca@ainfos.ca
Para suscribirse/desuscribirse: http://ainfos.ca/cgi-bin/mailman/listinfo/a-infos-ca
Archivo: http://www.ainfos.ca/ca


A-Infos Information Center