A - I n f o s
a multi-lingual news service by, for, and about anarchists **

News in all languages
Last 40 posts (Homepage) Last two weeks' posts

The last 100 posts, according to language
Castellano_ Deutsch_ Nederlands_ English_ Français_ Italiano_ Polski_ Português_ Russkyi_ Suomi_ Svenska_ Türkçe_ The.Supplement
First few lines of all posts of last 24 hours || of past 30 days | of 2002 | of 2003 | of 2004 | of 2005

Syndication Of A-Infos - including RDF | How to Syndicate A-Infos
Subscribe to the a-infos newsgroups
{Info on A-Infos}

(ca) ACL-ORA: Luchar contra la OCUPACIÓN IMPERIALISTA en IRAK

Date Thu, 20 Oct 2005 20:01:21 +0200 (CEST)


Declaración conjunta de la ORA (Argentina) y la JCL (México)
Echarlos mediante una gran rebelión popular iraquí y la movilización de la
clase obrera internacional. La tragedia para el pueblo iraquí no finalizo
el día 9 de abril, cuando las fuerzas imperialistas lograron entrar
triunfantes a Bagdad, lo que observamos por televisión no fue la
liberación de los iraquíes, sino más bien, el principio de una etapa de
ocupación colonial, perpetuada por los grandes capitalistas
norteamericanos, que buscan sostenerse en su posición de amo y señor
imperialista haciéndose con el control de los recursos naturales
estratégicos y con esto con el dominio del mundo, a cuesta de las muertes
de cientos de miles de seres humanos.

Los asesinos aliados imperialistas ofrecen al pueblo de Irak, lo único que
puede ofrecer el sistema capitalista a la clase trabajadora y a las masas
populares, hambre, destrucción, muerte y opresión. Y es que no solo
murieron miles de personas durante la masacre militar en la que fueron
arrojadas miles de bombas que destruyeron barrios enteros, aún hoy siguen
muriendo decenas de personas diariamente a falta de alimentos y de
medicinas y atención médica en los hospitales. Los barrios de Bagdad y de
algunas otras ciudades, son sitiados a diario por los ejércitos de la
ocupación, irrumpiendo salvajemente en las casas donde golpean por igual a
hombres, mujeres y niños y arrestan a personas sin ningún motivo para
presentarlos como supuestos terroristas enemigos de la "libertad" y la
"democracia" llevada al medio oriente por el imperialismo. Todas estas
operaciones de intimidación, tienen un objetivo estratégico y de amplia
importancia para los asesinos del pentágono, y es mantener bajo un estado
de terror a las masas iraquíes mientras ellos siguen saqueando las ricas
fuentes petrolíferas y construyen su propio gobierno que tendrá como
funcionarios a los elementos de la CIA.

La única "democracia" que han llevado los imperialistas, es la que
financian los grandes dueños de los monopolios petroleros, la "democracia"
del hambre y del terror que necesitaba urgentemente llevar a Irak la
burguesía norteamericana, puesto que su recesión económica la empujaba y
empuja a llevar políticas genocidas de este tipo con las que plasmar su
necesidad de marcar un amplio dominio por todo el medio oriente (que viene
siendo disputado por los diferentes imperialismos europeos y
norteamericano) y mercados periféricos.

La burguesía norteamericana empieza ya a ver los resultados millonarios de
esta guerra genocida, ya que las grandes empresas norteamericanas cuentan
con contratos por cientos de millones de dólares para la supuesta
"reconstrucción" de Irak, un Irak que ellos mismos hicieron pedazos no
sólo a fuerza de los bombazos con que lo asediaron con la invasión de
principios de año sino que además con el desmantelamiento con que lo
expoliaron durante los 12 años de bloqueo económico genocida donde
murieron más de un millón y medio de personas a causa de la escasez y
boicot imperialistas.

Mientras tanto en el plano mundial se empiezan a gestar duras rivalidades
ínter imperialistas, por el descontento de los capitalistas alemanes y
franceses, al no estar en la fila de los que recibirán una tajada de este
saqueo criminal. Esto nos debe poner en alerta, porque nos hallamos ante
futuros enfrentamientos entre gigantes maquinarias militares que se
disputarán entre nuestros países, en los mercados de estratégicos
energéticos del Medio Oriente y los de materias primas en general.

Empantanamiento de la Maquinaria genocida-saqueadora yanqui: ¿Cómo
torcerles el brazo y echarlos?

Pero si los imperialistas entraron a Bagdad de una manera relativamente
fácil, su estancia ahí no les ha sido en lo absoluto favorable, puesto que
desde que comenzó la ocupación sus tropas han sido víctimas de
innumerables ataques llevados acabo por la resistencia iraquí, los que han
superado, incluso, los costos materiales y humanos que les había asestado
el ejército regular mismo del cobarde Saddam.

El diario árabe al-Quds al-Arabi publicó un artículo en el que afirma que
el ejercito iraquí, antes de la guerra, fue entrenado conforme a las
practicas guerrilleras utilizadas en Vietnam y que ahora pueden ser las
estrategias que se están llevando acabo por parte de la guerrilla para
enfrentar a la ocupación; la clave es popularizar dicha estrategia en la
conformación de cuerpos milicianos únicos con integración obrera y
campesina en que se fundan las capas militares en un ejército único para
la expulsión del enemigo invasor.

Los Socialistas Libertarios Revolucionarios de la JCL de México y
Anarquistas Revolucionarios de la ORA de Argentina, apoyamos la legitima
resistencia del pueblo iraquí frente a sus opresores burgueses
imperialistas. Trasladar la lucha guerrillera de la zona aislada, hacia
cada ciudad, cada barrio y cada calle, transformándola en una resistencia
nacional popular, encabezada por la clase obrera Iraquí que ya ha dado
muestras de combatividad, mediante protestas en las que han mostrado su
disgusto contra las fuerzas de la ocupación, ese es el camino a seguir
para recuperar su autonomía y construir la salida de poder popular
proletario: el único posible de llevar una paz verdadera a Irak.

Aunque parece difícil conseguir la unión entre los diferentes grupos y
etnias que habitan en Irak, existen indicios de que es posible, ya que en
una de las manifestaciones más numerosas que se dio en la ciudad de Bagdad
un amplio numero de manifestantes coreo la consigna "por la unión de
chiítas, kurdos y sunitas", ese seria un gran paso y una gran demostración
que la lucha que debemos de fomentar es la de las clases, los explotados
contra sus explotadores, y no la de razas, religiones o nacionalidades.
Desde aquí apoyamos a la resistencia de los trabajadores y del pueblo, mas
sin embargo no depositamos ninguna clase de confianza, para la conclusión
de la mencionada tarea, ni en el pasado régimen, enemigo de los
trabajadores, de Hussein, ni en la estrechez fundamentalista islámica que
como bien nos demuestra la derrota afgana, cuando no resulta arrendataria
de los intereses imperialistas, es inútil para cualquier tipo de defensa o
construcción nacional.

La bandera bajo la cuál se debe encolumnar toda perspectiva de lucha
anti-imperialista y por un Gobierno autónomo en Irak, al momento, es la
que flamea con el ?Saddam=Bush? que elevan las masas movilizadas iraquíes.

Apostamos a un Irak de los obreros y los oprimidos, que pueda confrontar
con la ocupación colonial yanqui y sacar de la miseria e indigencia a su
pueblo; un Irak que no haya lugar para su burguesía cobarde ni para las
peleas internas de sus representantes religiosos que hacen el juego a los
explotadores e invasión imperialista.

Es menester, para el triunfo del pueblo de Irak y la efectividad de sus
acciones, que ante la coalición internacional imperialista que la asedia,
construyamos un Frente Internacional de clase que la apoye en sus tareas
de liberación y le indique su camino finalista, un apoyo que tenemos que
brindar la clase obrera del resto del mundo a nuestros compañeros
trabajadores en Irak porque su triunfo es el nuestro. Sólo la clase obrera
mundial en solidaridad con los demás sectores oprimidos de la sociedad,
tiene el poder social para anular o debilitar, mediante acciones
huelguísticas y de boicot, todo apoyo de nuestras burguesías a la invasión
y así debilitar al Frente Imperialista instándolo a la retirada de las
tropas de ocupación.


Un Camino de Salida Revolucionario e Internacionalista


La única manera de acabar con la ocupación y con la amenaza de futuras
guerras, es destruyendo al sistema que las genera, que por sus mismas
características provoca las guerras.

Vivimos bajo un sistema que se basa en la propiedad privada de los
instrumentos de producción de la riqueza social, los cuales pertenecen a
una clase, la burguesía, que genera sus riquezas a cuesta del trabajo del
obrero. La producción bajo las formas capitalistas, no esta dirigida a
producir para satisfacer nuestras necesidades sino para, mediante la
economía de mercado, generar fortunas millonarias para quienes detentan el
poder político, y los medios de producción, ósea los burgueses.

La guerra solo es posible cuando las clases que detentan los medios de
producción y estructuras militares las ponen en acción y esto solo se da,
como factor superior de confrontación, en situaciones muy particulares del
desarrollo social, cuando los intereses de las distintas burguesías entran
en contradicción antagónica y no hay otra vía que la superación de la una
por la otra.

La asiduidad y normalidad con que se transcurren las diferentes guerras es
el producto de una saturación del sistema capitalista en su relación
clasista entre las distintas superestructuras dominantes nacionales o bien
imperialistas productivas, lo que da lugar a su transformación de lucha de
intereses dentro de las clases dominantes a una entre las clases de la
estructura social capitalista.

Los diferentes países imperialistas compiten por los mercados y por
obtener mano de obra barata, explotando a los trabajadores de los países
atrasados y subdesarrollados. Esto demuestra que la manera más consciente
y efectiva de luchar contra las distintas guerras es la de luchar, tal
como ellas se presentan (como un fenómeno ?globalizado?), a la par y en el
mundo entero, contra su raíz: Contra el sistema de la propiedad privada, y
luchar por la transformación socialista de la sociedad.

Promover la transformación del flagelo guerrerista, de un producto
exclusivo de los intereses de las clases explotadoras sobre el resto del
arco social, a una lucha en que se inmiscuya la exclusión de intereses
entre sus generadoras burguesas y sus afectados explotados, alzando el
derrotero de ?guerra a las guerras? e indicando su superación por una
guerra de clases entre explotadores y explotados donde se planté el
programa de la expropiación a la burguesía de los medios de producción
(fábricas, maquinas, campos, etc.) y planifiquemos la economía bajo formas
de propiedad común, administrada mediante consejos obreros y campesinos
libres, constituidos de abajo a arriba y sin ninguna subordinación a
organismos de poder autoritario a sabiendas de que solo con este cambio
revolucionario, garantizaremos el bienestar de todos.

Es importante reconstruir los lazos internacionales del proletariado, para
lo que se presenta fundamental que las fuerzas proletarias más
inteligentes de la opresión tercer mundista, señalen a sus hermanos
norteamericanos la ruptura con toda tendencia nacionalista, más fuertes
allí por sus condiciones implícitas que aquí (en la periferia), promovida
por los explotadores, tomar el lado del pueblo de Irak y movilizar en
contra de la ocupación, fomentar la lucha de clases en los centros
imperialistas, buscar que la clase obrera de los países que participan en
la ocupación luche contra su burguesía nacional: eso es clave hoy en día.
En México como Argentina, las burocracias sindicales reniegan del
internacionalismo y los métodos finalistas de clase que nos ponen en la
antípoda de la explotación capitalista, no sólo como sus víctimas, sino
que además como sus derroteros.

Mientras que en Argentina las Centrales Obreras están lanzadas a la más
descarada tregua con el Gobierno, asistiendo a la ?internacional?
anti-obrera de la OIT, mientras que los explotados sufren la devaluación
salarial y desfalque de los convenios laborales, en México las burocracias
sindicales arrastradas por las políticas de la burguesía promueven un
nacionalismo para hacernos creer que existe el mismo interés entre
explotados y explotadores, a su vez que ese nacionalismo promueve un
anti-americanismo, con el que debemos acabar y tomar conciencia de que el
obrero norteamericano es compañero de clase del obrero mexicano,
argentino, iraquí, ingles y de cualquier parte del mundo y que la lucha
debe ser solidaria para derrocar al sistema capitalista opresor y asesino.

Debemos buscar que toda lucha obrera contra la patronal explotadora, tanto
en México, Argentina como en el resto mundo reivindique conscientemente la
solidaridad calsista-internacionalista con el proletariado en Irak.
¡Contra la ocupación criminal en Irak y los Tres Orientes! ¡Por la
Revolución Socialista Libertaria en Irak, en México, en Argentina y en el
mundo! ¡Por una economía internacional de consejos obreros-campesinos
libres!

Organización Revolucionaria Anarquista (Argentina) - Juventud Comunista
Libertaria (México)
_______________________________________________
A-infos-ca mailing list
A-infos-ca@ainfos.ca
http://ainfos.ca/cgi-bin/mailman/listinfo/a-infos-ca


A-Infos Information Center